AIG no puede quebrarA pesar de la defensa para proteger las operaciones de la compañía de seguros, voces de altos funcionarios en Washington se manifiestan en contra de las acciones llevadas a cabo por la Fed.
AIG Seguros.
06:00ALISTAIR GRAY

Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal de Estados Unidos, defendió su voto para liberar a AIG de la regulación que excluye a la firma de una posible quiebra dado su tamaño corporativo, aun cuando funcionarios en Washington cuestionaron la legalidad del proceso.

Yellen hizo hincapié en que el sistema financiero "debe ser capaz de manejar" cualquier peligro futuro que esté relacionado con la compañía de seguros, la cual requirió, en el año 2008, de un rescate financiero, por parte de los contribuyentes, calculado en 185,000 millones de dólares (mdd) después de estar a punto de colapsar.

Las profundas divisiones entre los altos responsables de las políticas de Estados Unidos (EU), que llevaron a una votación al filo sobre cómo se debe regular a AIG, se pusieron al descubierto cuando los miembros del Consejo de Supervisión de Estabilidad Financiera justificaron cómo han llegado a decisiones encontradas.

El voto de Yellen, nombrada durante el gobierno de Obama, y quien también supervisó la vigilancia de la Fed sobre los movimientos financieros de AIG, desde que asumió el cargo en 2014, cambió el resultado a favor de la compañía.

La funcionaria fue uno de los seis miembros del consejo que en su momento respaldó la propuesta de quitar a AIG de la lista de empresas consideradas "sistémicamente importantes", con lo que se puso fin a la regulación de la Fed y en su lugar se colocó a la firma en las manos de los estados individuales.

La decisión del consejo, que socava un esfuerzo de la administración Obama para fortalecer las salvaguardas financieras, fue polémica. También por la forma como se alcanzó. Otro miembro del consejo, Melvin Watt, director de la Agencia Federal de Financiamiento de la Vivienda, dijo que el organismo "no logró aplicar adecuadamente la ley".

TE RECOMENDAMOS: Impone la Fed multa de 175 mdd a HSBC

Bajo las reglas de la reforma financiera Dodd-Frank posteriores a la crisis, las decisiones que hace el consejo normalmente requieren de una mayoría de dos tercios. Pero el voto sobre AIG se complicó por los antecedentes del presidente de la Comisión de Bolsa y Valores, Jay Clayton. Su antiguo empleador, la firma de abogados Sullivan & Cromwell, tiene relación con AIG, por lo que se excusó de votar.

Por su parte, Steven Mnuchin, secretario del Tesoro de EU, argumentó que como resultado solo 9 de los votos del consejo deberían contarse, con lo que se redujo el umbral requerido de 7 a 6 para volver a designar a una compañía.

Melvin Watt, que también fue uno de los tres miembros del consejo que votó en contra de la designación, dijo que Mnuchin hizo una "determinación unilateral" de que seis votos eran suficientes. Criticó la decisión sobre quitarle la regulación a AIG y la tachó de "prematura e insensata".


185,000 mdd fue el rescate financiero de AIG en 2008.
Richard Cordray, director de la Oficina de Protección Financiera del Consumidor, dijo que el "alcance, la escala, la concentración" de AIG podría plantear "una amenaza a la estabilidad financiera de EU".

"No veo nada que cambie mi punto de vista", ya que hace cuatro años el consejo consideró que AIG era demasiado grande para quebrar, dijo, y agregó que "está de acuerdo" con Watt sobre cómo el consejo llegó a esa decisión.

En su declaración, Yellen no hizo comentarios sobre la forma cómo se realizó la votación ni sobre su fundamento legal. Dijo que los reguladores actuaron "sensatamente" cuando al inicio sometieron a AIG a una supervisión más estricta después de la crisis.

Sin embargo, al igual que los funcionarios de la administración Trump, argumentó que AIG es un negocio radicalmente diferente al que explotó en la crisis.

"A pesar de que los problemas de AIG podrían llevar a una salida de los asegurados que afecte una parte de sus anualidades y otros productos de seguros, el sistema financiero debería ser capaz de manejar las potenciales ventas de liquidación".

La presidenta de la Reserva Federal, también destacó los esfuerzos de AIG para salir del riesgoso negocio de derivados financieros que puso a la compañía de rodillas cuando se volvió tóxico, y señaló que desde la crisis el grupo redujo sus activos en más de 500,000 mdd.


NOTAS RELACIONADAS

  • Financial TimesFacebook revive la crisis de 2008El comportamiento de las grandes firmas de tecnología es equiparable con el de los grandes bancos antes de su desplome debido a la crisis subprime en EU.
  • Financial TimesLa lógica Trump no funcionaMedir el desempeño de Estados Unidos sólo por su déficit comercial es una de las grandes obsesiones y uno de los errores de la administración Trump.
  • NegociosWall Street en picadaEl boom accionario de EU parece llegar a su fin, lo que afectaría al mercado accionario mexicano e incluso al peso.