Bárbara AndersonExxon, 500 mexicanas y una ex primera dama británica Nada personal, solo negocios
2018-04-27

Desde hace 10 años, Cherie Blair -la esposa de Tony Blair- lanzó en Londres una ONG que ayuda a microempresarias y emprendedoras en países en vías de desarrollo. Su plan de apoyo incluye coaching, tecnología, contactos y el acceso al capital que necesitan para darle un salto a su negocio. "Es el primer país en Latinoamérica al que llegamos con nuestro modelo, que luego pensamos replicar en Colombia y Argentina", me explicaba Helen McEachern, CEO de la fundación.

Su socio estratégico es ExxonMobil, que tiene entre sus prioridades de responsabilidad social el apoyo a pequeñas y medianas empresarias.

"Es el primer país de habla hispana en el que lanzamos la iniciativa Road To Growth y tenemos una excelente experiencia previa juntos en Nigeria", agrega Emma Cochrane, VP de LNG en ExxonMobil Gas & Power.

Desde octubre, las dos organizaciones encubaron a 500 pequeñas empresarias de CdMx, todas con negocios de más de dos años, con más de tres empleados y una facturación de 250 mil a 5 mdp. La capacitación terminó esta semana, donde se graduaron demostrando haber mejorado sus habilidades de administración, finanzas y networking empresarial para que puedan planear el crecimiento ordenado y sustentable de sus negocios.

"Llegamos a un nicho donde no hay muchas fundaciones u organizaciones ayudándolas y lo primero que vimos fue su entusiasmo avasallador: recibimos 2 mil aplicaciones para 500 vacantes. Nunca nos había pasado en otro país", agrega McEachern.

¿Qué hace una empresa petrolera poniendo a las mujeres y sus negocios como una de sus metas de RSE? "Darles más oportunidades económicas para las mujeres es esencial para el desarrollo global y el progreso económico más amplio", afirma Cochrane.

Y no es un cliché, está medido. Según un reporte preparado por ambas instituciones, si existiera una plena paridad laboral en México, el PIB podría crecer 43 por ciento para 2025 (810 mil mdd). Incluso si simplemente llegáramos a copiar al resto de los países de la región que tienen mejores políticas de género, el crecimiento sería de 11 por ciento, es decir 210 mil mdd.

En los últimos meses, la Fundación Cherie Blair aprovechó para estudiar cómo son y qué necesitan las mexicanas al frente de empresas pequeñas y en crecimiento y los datos son muy valiosos: 1. 8 de cada 10 son universitarias y con varios años de experiencia, 2. 73 por ciento están en el sector de servicios (y lideran en rubros como agricultura y salud), 70 por ciento necesita financiamiento para crecer (entre 6,800 y 164 mil dólares) y sobre todo cultura financiera, ya que 55 por ciento se financia con su propia tarjeta de crédito y pocas acceden a créditos bancarios.

"Invertir en mujeres tiene los mejores retornos en las comunidades y por ende en los negocios, lo hemos probado ya en muchos países", concluye Cochrane, quien espera seguir con más de estos concursos, de mano de Fundación Cherie Blair.

barbara.anderson@milenio.com
Twitter: @ba_anderson

MÁS ARTÍCULOS

  • La educación castiga donde más se necesita2018-04-25
  • “Los apoyos sociales son una buena idea”2018-04-23
  • Daniel Servitje: entre Gates, Macron y #MeToo2018-04-20
  • Los otros planes de la señora de la Bolsa2018-04-18
  • Altán: llegó la hora de hacer negocio2018-04-16