Heineken prevé menor crecimiento en 2018Los analistas estiman que Kirin sufrió una fuerte caída de utilidad cuando no pertenecía a la firma neerlandesa y al momento de su adquisición representó una operación deficitaria.
La compra se realizó el año anterior.
03:32Scheherazade Daneshkhu, editora de industrias de consumo

Heineken, el segundo grupo cervecero más grande del mundo, dijo que el crecimiento de su rentabilidad será menor este año que en 2017 debido a un cambio de rumbo en la operación de cerveza de Brasil que le compró hace un año al grupo cervecero japonés Kirin.

La adquisición le permite a Heineken desafiar el dominio que tiene Anheuser-Busch InBev en su mercado más grande. Pero los analistas estiman que Brasil Kirin sufrió una fuerte caída de utilidades bajo la propiedad de Kirin y era una operación deficitaria cuando la compró Heineken.

Heineken dijo el lunes que los márgenes de utilidad del grupo se van a ampliar 0.025 puntos porcentuales este año sobre una base orgánica, por debajo del objetivo de 0.4 puntos del año pasado, citando "un efecto dilusivo residual por la adquisición de Brasil Kirin".

Jean-François van Boxmeer, director ejecutivo de la cervecera holandesa, dijo que sin embargo la integración de Brasil Kirin y sus resultados "son muy alentadores".

El lunes la compañía de control familiar informó ingresos y utilidades de todo el año mejores a los esperados, después de un sólido cierre de año, sobre todo en los mercados emergentes, que representan la mitad de sus ingresos y 55 por ciento de las utilidades de operación del grupo.

Sin embargo, los resultados se atenuaron por los movimientos de tipo de cambio desfavorables sobre los cuales Van Boxmeer dijo que probablemente serán similares este año. Advirtió: "El ambiente seguirá marcado por la volatilidad y la incertidumbre.

Los ingresos aumentaron 5 por ciento en comparación con 2016, para llegar a 21 mil 900 millones de euros sobre una base orgánica, con todas las regiones que muestran un crecimiento. Las utilidades antes de impuestos subieron 21 por ciento, para llegar a 2 mil 900 millones de euros, gracias en parte a menores pérdidas excepcionales en 2017 en comparación con el año anterior.

Los movimientos negativos de tipo de cambio, principalmente como resultado del naira nigeriano, eliminaron 817 millones de euros de los ingresos y 188 millones de euros de las utilidades de operación.

Las utilidades operativas, antes de partidas excepcionales y amortización, aumentaron 6 por ciento, para llegar a 3 mil 800 millones de euros y por 9 por ciento sobre una base orgánica, excluidas las adquisiciones. El margen de utilidad de operación fue de 17.2 por ciento.

El aumento de 34 por ciento de las utilidades operativas en África, Medio Oriente y Europa del Este -la región más pequeña de Heineken- también se impulsó por un aumento de dos dígitos en los volúmenes de Rusia, donde el desempeño de la compañía ha sido bueno en comparación con los esfuerzos de Carlsberg.

Europa -la región más grande de Heineken- informó resultados ligeramente por debajo de las expectativas, que según el grupo se debieron al mal clima. En Asia, un aumento de 9.5 por ciento en las utilidades de operación recibió el impulso de Vietnam, donde los volúmenes siguieron creciendo a tasas de dos dígitos, y por Camboya e Indonesia.